Adelante denuncia las severas deficiencias y los graves problemas de seguridad del Cementerio de Sevilla

Uno de los tres hornos crematorios no funciona desde comienzos del pasado verano mientras los otros dos presentan ya severas deficiencias

 Junto a la sala de espera del cementerio se acumulan ilegalmente productos químicos de carácter inflamable que comprometen la seguridad de quienes visitan

 Los trabajadores y trabajadoras municipales trabajan con vehículos que no han superado las pertinentes inspecciones y que ponen en riesgo su seguridad cada día

Daniel González Rojas, portavoz adjunto de Adelante Sevilla, ha visitado el cementerio municipal de San Fernando acompañado de Manuel Loza, presidente del Comité de Empresa del Ayuntamiento de Sevilla. Durante su visita ha podido comprobar el calamitoso estado de conservación de algunas de las dependencias municipales que ofrecen un servicio imprescindible para los vecinos y vecinas de la ciudad.

Tal y como explica González Rojas, “uno de los tres hornos crematorios no funciona, tal y como denuncian los propios trabajadores, desde comienzos del pasado verano”, mientras que “los otros dos hornos presentan además deficiencias que comprometen su funcionamiento a corto plazo”. El motivo es que “en la base de esos dos hornos hay ya dos agujeros de importante tamaño por el que los cuerpos pueden llegar a caer mientras son incinerados”, detalla el edil de Adelante Sevilla, quien considera “absolutamente injustificable que desde hace diez años ninguna empresa especializada se ocupa del mantenimiento de estos hornos”.

El portavoz adjunto de Adelante Sevilla denuncia que “el mal estado de los hornos crematorios está motivando que el cementerio municipal de San Fernando no pueda hacerse cargo de todas las incineraciones que solicitan los propios vecinos y vecinas de Sevilla, que se ven obligados a acudir a otros tanatorios privados de la provincia de Sevilla que cobran una media de 600€, el doble de lo que se cobra por el mismo servicio en nuestro cementerio municipal”.

Por otro lado, tal y como pudieron comprobar González Rojas y el presidente del Comité de Empresa, Manuel Loza, “hemos detectado un grave problema de seguridad junto a la sala de espera del cementerio, donde se acumulan sin las condiciones adecuadas productos químicos de carácter inflamable”. El concejal de Adelante detalla cómo “los propios trabajadores han denunciado estas condiciones al servicio de riesgos laborales, que también entiende que la habitación donde se guardan estos productos no tiene ni las condiciones ni la ventilación necesaria para expulsar los gases que se acumulan”. Sin embargo, como explica el edil, “varios meses después de que se diera el pertinente aviso, esos mismos productos peligrosos siguen almacenados en el mismo lugar, a todas luces inadecuado y que compromete la seguridad de los trabajadores y usuarios del recinto municipal”.

Otro de los problemas que los trabajadores y trabajadoras municipales señalaron al edil fueron “las deplorables condiciones de los vehículos que el personal del cementerio municipal utiliza para sus trabajos, los cuales presentan problemas en el sistema de frenado, poniendo en peligro la integridad física de las personas que trabajan con estos vehículos”.

González Rojas cree que “el gobierno municipal está, poco a poco, desmantelando los servicios públicos que ofrece el cementerio municipal de Sevilla y, con los recortes, que llevan ya una década produciéndose, se está favoreciendo a aquellas empresas privadas que en toda la provincia de Sevilla ofrecen un servicio similar pero a un coste mucho mayor”.