Adelante Sevilla reclama la gestión pública de la piscina Virgen de los Reyes y lamenta que los vecinos del barrio no sepan aún cuando podrán utilizar las instalaciones

Tras permanecer 5 años cerrada, la empresa adjudicataria ha presentado un proyecto de remodelación de las instalaciones, pero aún se desconoce cuándo el recinto podrá estar de nuevo en uso y servicio para los vecinos de la Macarena

 Eva Oliva: “La política de privatizaciones de las instalaciones públicas vulnera el derecho de nuestros vecinos y vecinas a practicar deporte y a tener una vida saludable”

 En septiembre de 1999 el Instituto Municipal de Deportes (IMD) adjudicó a la empresa Surpool Servicios Acuáticos la concesión administrativa para la gestión de la piscina cubierta Virgen de los Reyes. En marzo de 2001, sin embargo, la empresa dejó de hacer frente a sus obligaciones ante la Seguridad Social y el Ayuntamiento de Sevilla, responsable solidario del impago, hubo de hacerse cargo de una deuda de más de 500.000 euros. Finalmente, ya en 2011, la propia Agencia Tributaria hubo de subastar la concesión, haciéndose cargo de la misma otra empresa, Atlántico Sur. Sin embargo, en agosto de 2014, el IMD cerró cautelarmente las instalaciones por deficiencias tanto de seguridad como higiénico sanitarias. Desde entonces, y pese a que en 2017 se aprobó licitar una concesión para que una nueva empresa rehabilitara y gestionara el recinto deportivo, las instalaciones han permanecido cerradas.

Pese a que en el pasado mes de agosto la nueva empresa concesionaria, Forus Deporte y Salud, afirmaba haber presentado el proyecto definitivo para la rehabilitación del centro deportivo, aún no hay fecha prevista para que los vecinos y vecinas de la Macarena puedan usar las instalaciones. Para Eva Oliva, edil de Adelante Sevilla, “la piscina Virgen de los Reyes es un claro ejemplo del fracaso de las políticas de privatización de las infraestructuras deportivas de nuestra ciudad que puso en marcha el PP y que el PSOE ha continuado”. Oliva explica que “la privatización de las instalaciones en 1999 fue un error mayúsculo que finalmente condujo al cierre del recinto deportivo por un nefasto mantenimiento”.

La concejala de Adelante denuncia además “el poco empeño del gobierno local para defender los intereses de los sevillanos y sevillanas, puesto que la nueva empresa concesionaria ha tardado año y medio en presentar el proyecto de remodelación del inmueble y aún no tenemos una previsión respecto a cuándo volverán a estar en funcionamiento estas instalaciones deportivas”. Oliva considera “un error mayúsculo ceder la gestión del recinto durante 40 años, cuando se está comprobando que la privatización de nuestras infraestructuras deportivas no está sirviendo para que se preste un mejor servicio a la ciudadanía” y, por ello, reclama que “el PSOE debe rectificar de inmediato y recuperar la gestión pública de la piscina Virgen de los Reyes así como de la mayoría de recintos deportivos cuya gestión ha sido privatizada”.

La concejala de Adelante cree que “hay que poner en valor la gran cualificación de los profesionales del IMD, en cuya formación ha invertido mucho el Ayuntamiento y cuyos puestos de trabajo están ahora en juego como consecuencia de las políticas de privatización que mantiene el gobierno local”.  Oliva recuerda además “que en Sevilla no existe ninguna piscina recreativa de carácter público” y entiende que “la decisión de seguir privatizando las instalaciones deportivas de nuestra ciudad redunda en la imposibilidad de prestar unos buenos servicios a la ciudadanía”. “El derecho a practicar deporte y el derecho a la salud no pueden estar en manos de la iniciativa privada”, concluye la concejala de Adelante.

Oliva entiende además que “es obligación del gobierno local promocionar la salud y la práctica del deporte entre nuestros vecinos y, sin embargo, las instalaciones deportivas de Virgen de los Reyes no cumplen a día de hoy ese fin y, el día en el que la remodelación finalice, quienes quieren usarlas habrán de pagar precios elevados y en muchos casos inasumibles para las familias más humildes”. Por ello, la concejala de Adelante insta a Juan Espadas “a frenar la política de privatizaciones de las infraestructuras deportivas que tanto perjuicio están ocasionando a la ciudadanía”, pues “hay recintos deportivos que están cerrados, la mayoría de los que permanecen abiertos presentan un mal estado de conservación y tienen precios prohibitivos para muchos vecinos y vecinas de nuestra ciudad”.